Amor, Sensuales, Supra-sexo

Alquimista turco (Número 920)


El alquimista turco,

con su pócima interesante,

cada noche,

sin dormir, posee,

entre sombras doradas

y azules azmicles bajo,

el idílico lugar de un valle verde,

con pinceladas rosas de vergeles,

a esa especial mujer

de pechos endebles

y de cálidas piernas.

El jardín especial de ellos,

lo mezclan,

con sus pasiones

de fuentes inacabadas

y tiernas.

Entre las armas de ellos,

el alquimista, se funde,

en su gran vado.

El polvo de estrellas,

lo inunda,

entre los brazos de ella.

Y, las calles de Estambul,

se adornan con sus gozos

de almas nobles y bellas.

Y, al amanecer, aún,

están gozando.

En sus labios,

un rico guabul.

3 comentarios en “Alquimista turco (Número 920)”

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.