Amor Sin categoría

Resurrección (Número 908)


Ante una muerte,

una vida fluyendo,

en la inmensidad del caos.

Mi propia ruptura,

sin la negatividad,

le dará frescor a mi mente,

al refrigerar,

mis asuntos pendientes.

Y, mi cuerpo,

quedará sin miedo,

al no ver, a alguien ausente,

entre los muertos vivientes.

¡La resurrección en mis sueños!

¡Creo expandir,

la vida, con mis manos!

Y, toco, a esa persona,

que partió, en unos funerales,

en la principal huída,

hacia el territorio final

o, hacia el principio, de nuestra vida,

¡ajetreo en mi mente!

Toco, con amor, a mi pariente,

le doy, un abrazo fuerte,

un beso en la frente

y hasta, tal vez,

me conteste.

¡Mis sueños están vivos!

¡Alegría! ¡Soy consciente!

Mi mente, me habla,

hasta desde los confines lejanos,

¡fuera de este mundo añejo!

Mi mente me acaricia, sin dolor,

con la figura,

de mi familiar

¡vivo en mi corazón!

Y, hoy,

¡vivo en mis sueños!

Igualmente, yo, he querido verlo,

¡un regalo del intelecto!

¡algo bueno le estaba diciendo!

¡él me escuchó!

¡me hizo un bonito gesto!

Llevaré sus palabras

hasta el final de los muertos,

¡en mi victoria!

fuera de este terreno

que, ahora,

me sabe, a mi propia gloria,

en este momento,

de mensajes,

desde el mundo de los muertos,

que, aún, viven,

en mi corazón inquieto.

0 comments on “Resurrección (Número 908)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .

A %d blogueros les gusta esto: