Amor

Lucha ( Número 381)

Lucha,

tú siempre lucha.

Si te ves enraizado

en la derrota,

mira hacia arriba,

mira hacia delante.

Y mira la brillantez

de la luna, cada noche,

con su fortaleza,

cabalga,

a la sombra del sol

y, él, la anula cada día.

Y se burla de ella,

por ser más radiante,

mas, ella, la luna,

en su lucha continúa,

valiente, constante.

Lucha,

tú siempre lucha,

con tu cuerpo erguido,

con tu mente fortalecida

ante los desplantes de la vida.

Lucha,

tú siempre lucha,

en este camino.

No abandones,

moribundo

y mueras en una esquina.

Y no agaches tu cabeza

y no encorves tu cuerpo.

Saca todo su consuelo,

asómate a una ventana,

que no te asfixie la derrota.

Y coge aire nuevo

y ve hacia delante.

Lucha,

tú siempre lucha,

como un caballo de Troya.

Coge tu dolor más grande,

dale palos de alegría

y, con todo tu coraje,

échalo de tu vida.

Lucha,

tú siempre lucha.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s