Desahogarse (Número 92)








Y escucho tu desahogo,



las grietas de tu corazón



que se resquebrajan



en el sollozo de tu alma,



doliente a cada paso,



sin el amor de tu retorno,



sin tu amor vetusto,

instrumento celestial



de mi cartomancia



para quererte en esta vida



y llevarte, junto a mí, al

paraíso gramófono de mi

amor, solemne,  para ti.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s