Amor Desamor

Horizonte (Número 1.101)


Miraré todas las tardes

y todos los días de mi vida

hacia el horizonte,

en la lejanía, fijándome,

en los puntos que brillen,

en el capazo,

de los brazos del mar,

caminando,

con sus espumas.

Todo lo que he perdido,

en este mundo,

momentos oscuros,

en la salubridad,

de un océano profundo,

con las rocas del submundo,

pétreas y endurecidas,

por algún fanatismo

y, con el pájaro caido,

perdido de su rumbo,

en las verdeoscuras praderas,

de un nuevo comienzo,

con tu carne,

dentro de esas nubes

que se acercan a saludarme

cuando, las cotorras, resuenan

y, el anhelado oleaje, llega

para quedarse a mi vera,

con el agua fresca de compañera,

mirando,

hacia la lejanía,

cerrando mis ojos

y pensando en que,

los pececitos,

contigo me llevan

y mientras llegas,

no comeré pescado frito,

me sabe, a malas hierbas.

1 comment on “Horizonte (Número 1.101)

  1. Pingback: Horizonte (N̼mero 1.101) РLe V̩lin et la Plume

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .

A %d blogueros les gusta esto: