Amor Desamor Supra-sexo

Jazmines (Número 715)


Alma extenuada,

sangre congelada

en el “perterritus” estanque
de mi vida intranquila,
por los pormenores vividos,
en tiempos de antaño,
Introito del cosmos,
inquieto
por mi vida de estrellas,
en las noches del amor de lobos,
que tengo por ti,
aullando cada noche,
sin insonorizar mis lamentos,
atroces tormentos
de mi vida alborotada,
entre los jazmines de tu jardín;
ese olor característico de ti,
me hace forjar este ramo,
te lo entrego,
al hacerte el amor,
en cada noche que nos vemos,
tu talento atraganta mi cuerpo,
tristes espectros,
deshaciéndose por dentro.

A %d blogueros les gusta esto: