Desastre (Número 11)

Mendiga de tu amor,

agrietados mis talones,

desencanto en mi corazón,

jironada mi alma,

a pedacitos.

Mendiga de tu amor,

el frío,

caladero, en mis venas

y el llanto amargo

de mi soledad,

en este refugio,

en esta tarde triste

aunque primaveral.

Mendiga de tu amor,

presa de la desdicha,

con una pena

enfurecida…

dentro de mi entraña,

con un grito en el cielo,

poderoso,

de miedo.

Mendiga de tu amor

en mis líneas curvas

y mi pobre corazón,

devastado

con el desastre

de una muerte

acechadora…

en todas las esquinas,

con el desastre

de una muerte,

permisiva…

para mi vida pesarosa,

para  mi vida…

sin ti,

para mi vida. . .

de sombras.

 

 

 

 

Publicado en Amor.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s